13.12.2019 Se realizó charla sobre prevención de suicidios a través de la ONG «Resistiré»

Por Karina Núñez

En el Centro Comercial e Industrial de Lavalleja se llevó adelante una charla sobre prevención de suicidio a cargo de la Ong «Resistiré» y a través de Yaraví Roig quien es autora del libro «Nirvana: no quiere morir’ Crónica de un suicidio».

Ong Resistiré, ‘Tu vida es única, vívela’ Centro de Atención para Prevención del Suicidio», hay un teléfono de asistencia gratuita de ASSE es el 0800 0767 es la ‘línea amiga de ASSE’ trabajan las 24 horas, los 365 días, es atendido por técnicos y es geo referenciado.  

MANO A MANO

Antes de dar inicio a la charla, algunos medios de prensa dialogamos con Roig y dijo que «esta charla que damos hoy en Minas surgió de la necesidad de poder abrir nuestra ong ‘Resistiré’, a otros departamentos, nosotros tenemos nuestra sede central en Maldonado. Nos encontramos con Andrea Aviaga, ella nos propuso venir a Lavalleja, para abrir otra ‘Resistiré’ en Lavalleja, nosotros estábamos esperando que nos abrieran una puerta porque lo que queremos es expandirnos, y la charla de hoy contamos cómo se formó la ONG, vamos a hablar sobre la prevención del suicidio, datos, síntomas, atención, ante personas que tienen intención de suicidarse».

Afirmó que «nuestra ONG se formó hace tres años, a partir del suicidio de mi nieta, el libro lo cuenta, soy sobreviviente, porque así se nos llaman a las personas más cercanas a la persona que partió, es uno de los duelos más duros y más difíciles de hacer, es la pérdida de un familiar querido que cortó su vida, no es por enfermedad ni accidente, y los que quedamos sentimos muchos sentimientos a veces muy encontrados dentro de uno mismo, pero quizás el más grande de todos sea la culpa».

EL POR QUÉ

Señaló que en un momento luego de la partida de su nieta «me dije a mi misma, no voy a permitir que esta persona que yo adoré haya muerto en vano, y me dije yo voy a ayudar para que esto no ocurra más, pero primero tuve que aprender, porque no sabía nada de por qué se llega al suicidio, no sabía qué pasa con la familia, tomando mi experiencia empecé a buscar, porque con mi nieta estaba todo bien, era una adolescente común, que tenía las cosas de una adolescente, y eso de justificar todo como que es una adolescente no debe ser así y es sabido que pasan por esas etapas y la familia piensa ya se le va a pasar y eso es un gran error».

«A los tres meses de fallecer mi nieta empecé a informarme, iba a cursos, leía, quería aprender, y ahí aprendí que lo que me enseñaban, cuáles eran los síntomas, señales, lo que les pasa, todo eso lo presentó ella y no nos dimos cuenta, pensábamos que se le iba a pasar porque eran cosas de adolescentes. Ahí fue que decidí con otras personas hacer una asociación civil, con personería jurídica, con todo legal, yo soy de Piriápolis, y ahí comenzamos la ONG, luego me trasladé a Maldonado y ahí estamos hoy, con psicólogo, asistente social, terapeuta en adicciones y se llama ‘Resistiré’ como la canción, porque hay que resistir el embate a este dolor tremendo que es la pérdida de un ser querido», relató.

Dijo que en Uruguay se suicidan una 700 personas al año, «en el año 2018 Lavalleja es el departamento que tiene mayor tasa de suicidios, después está Rocha, la idea es crear una filial de ‘Resistiré’ acá en Minas, este es nuestro primer contacto con la gente, pero dado lo que es el problema en Lavalleja, se lo debe considerar como lo que es: el suicidio es un fenómeno social que nos debe interpelar a todos, no hay que quedarse impávido frente a esto, se puede ayudar, el 90% de los suicidios son prevenibles, se pueden evitar, pero tenemos que aprender a discernir las señales que dan las personas que están tomando esa decisión, hay depresiones, ataques de rabia, encierros, están diciendo algo».

ADOLESCENTES

«Se habla mucho de los adolescentes, y es lo que trabajamos más en la ONG, no porque no trabajemos con la demás gente, pero los adolescentes son los que más llegan, y se atienden de diversas maneras, se da atención clínica a adolescentes con ideas suicidas», sostuvo Roig.

«El libro que escribí se titula ‘Nirvana no quiere morir’, porque ninguno quiere morir, lo que no quiere es la vida que tiene, no quiere seguir esta vida que está sufriendo, quieren dejar de sufrir, que pase, y como no pasa, y no tiene herramientas para combatir ese dolor, que es muy profundo, muy grande, ahí viene el suicidio, que no es una decisión, porque una decisión es algo racional, y ellos no razonan lo que es la muerte, el suicidio es un impulso irracional, no es tampoco momentáneo, es algo que se viene gestando de tiempo atrás, está ahí la sombra del suicidio, a través de depresiones, estrés, mal manejo de las emociones, todos factores que van creciendo, que no son atendidas», explicó.

ADULTOS

Al consultarle a Roig si también hay un alto número de adultos mayores que se suicidan, dijo que «por lo general son adultos mayores que se encuentran solos, enfermos, piensan que su único futuro es la muerte, se sienten estorbos para su familia, la soledad es mayor, y hay un alto índice de suicidios, y tienen características como el abandono de su cuerpo, de la higiene, no toman los medicamentos para acelerar la muerte, entre tantas otras cosas».

SEÑALES

En cuanto a las posibles señales dijo nuestra entrevistada que «es la depresión, el dolor, señales físicas como el adelgazamiento, la pérdida de apetito, dolores, nauseas, vómitos, padecimientos estomacales que no tienen referencia física, el médico le dice que no tiene nada, pero esas manifestaciones físicas continúan, están los que se encierran, no quieren compartir con los demás, o también están súper explosivos, exultantes, en el caso de los ancianos regalan sus cosas, porque piensan que no las van a necesitar».

Mucho se habla de los mitos, por eso cuando consultamos si hablando de suicidios hay una incitación al suicidio de otras personas dijo que «es justamente un mito. Y es uno de los peores mitos, porque ha hecho que el suicidio se calle, se esconda, que en la prensa no se pueda hablar, y debería ser todo lo contrario, eso es ancestral el ocultar, el silenciar el suicidio, es además en todo el mundo, recién ahora se está rompiendo ese mito que ha hecho tanto mal, del suicidio hay que hablar, de la única manera que se previene el suicidio es hablando, dando públicamente herramientas para evitarlos».

Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *